//
Archivos

tesalonicenses

Esta etiqueta está asociada a 2 entradas

Epístolas a los Tesalonicenses

1 Tesalonicenses

La primera epístola es brillante, cálida y halagadora y se da cuando Pablo abandona la ciudad de Tesalónica y se reúne con Silas y Timoteo en Atenas. Aquí se vuelven a separar ya que Pablo los envía de nuevo a Timoteo a Tesalónica y a Silas a Filipos, reuniéndose nuevamente en Corinto (Hechos 18:5). Es aquí donde Pablo escribe la primera epístola a los Tesalonicenses ya que comenta entre muchas cosas lo siguiente:

  • Había persecución a la iglesia y Pablo fue testigo de la persecución y acusaciones judías. Por tanto Pablo escribe para alentarlos, alabarlos por su fidelidad a las pruebas. (2:14)
  • También había una corriente de críticas en contra de Pablo y este sale a su defensa de su conducta a dichas críticas. (2:1-12)
  • Insiste en la santidad para todo aquel que se había convertido al cristianismo (4:2)
  • Por los muertos causados por las persecuciones, Pablo alienta escribiendo acerca de su participación en la salvación final que se cumpliría al regreso de Jesús. (4:14)
  • Habla de las tareas diarias, del trabajo y de preocuparse en los negocios, ya que había una actitud no muy sana hacia el regreso de Cristo. (4:11)
  • Finalmente, Pablo escribe sobre los dones espirituales ya que los seguidores tenían una tendencia a reprimirlos. (5:19).

La personalidad de Pablo está claramente delineada en esta primera epístola y sus enseñanzas están plenamente enfocadas en las necesidades de un grupo recién formado de creyentes gentiles. Se estima que la carta fue hecha hacia fines del reinado de Claudio que corresponde al año 52 d.C.

epistola a los tesalonicenses

2 Tesalonicenses

Pablo seguía manteniendo una relación estrecha con la iglesia de Tesalónica y se mantenía al tanto de las condiciones en que ella se encontraba y cuáles eran sus necesidades frecuentes. Ya que eran nuevos en la fe y necesitaban su consejo.

Hay ciertos rasgos característicos de la segunda epístola de Pablo a los Tesalonicenses que trajo a objeciones acerca de que si Pablo fue el autor o no. Pero son las claros los hechos que las relacionan como por ejemplo: Pablo no era diletante y si tenía que repetir un tema otra vez, lo volvería hacer si la situación lo requería, por eso vemos temas repetidos en la segunda epístola.

El tema del regreso de Jesús tuvo un enfoque diferente en esta segunda epístola ya que tenemos a Pablo enfocado en una necesidad de aclarar a la iglesia falsas enseñanzas que habrían llegado a ellos en su nombre. Este fue el incentivo principal para escribir 2 Tesalonicenses para hablar del futuro advenimiento del Señor. (1:5-10)

Pablo exhorta a mantenerse firme ante las persecuciones, ya que el tiempo del Señor estaría cerca y pronto traería descanso a sus afligidos santos y un vigoroso castigo a aquellos que constantemente los estaban atribulando. Continúa su epístola con una mezcla de acción de gracias y de admoniciones a las personas ociosas, entremetidas y recalcitrantes.

Finalmente y basados en la primera epístola, esta segunda puede ser fechada unos pocos meses después de la primera. Silas y Timoteo todavía están con el apóstol Pablo.

Te gustó este tema; lee sobre la visita de Pablo a Tesalónica

Los tres días de Pablo en Tesalónica

Epístolas de Tesalonicenses

tesalonicenses

Las epístolas a los Tesalonicenses está relacionada con los inicios de la iglesia y del segundo viaje misionero que llevo a Pablo, Silas, Timoteo y Lucas a Europa. Una de las principales ciudades a visitar y a desarrollar la iglesia por cuestiones estratégicas fue Tesalónica. Esta ciudad era un centro importante por la parte superior del golfo Termaico, muy bien situada para el comercio y con una comunidad judía importante.

Esta ciudad pudo haber llegado a tener 200,000 habitantes en la época de Pablo y fue sede del gobierno de Macedonia y llamada “la madre de toda Macedonia”. Al parecer parecía un lugar estratégico para establecer una Iglesia.

Pablo predicó por tres sábado y utilizó su procedimiento habitual para con una audiencia judía, donde exponía temas proféticos del Antiguo Testamento y su cumplimiento en Jesús de Nazaret. Ya que predicaba que Jesús era el Mesías, el rey davídico prometido al pueblo judío.

En esos días griegos en su mayoría y judíos se convirtieron al cristianismo. Esto causó resentimiento a los judíos que lo llevaron a los gobernadores de la ciudad de Tesalónica, donde lo acusaron de oponerse a los decretos del César, que había otro Rey llamado Jesús  y esto ya era una acusación de traición, distorsionada para presentar el hecho como una competencia política al imperio romano. Esto lo podemos revisar en Hechos 17

Biblia Reina Valera 1960 (RVR1960)

“17  Pasando por Anfípolis y Apolonia, llegaron a Tesalónica, donde había una sinagoga de los judíos.

2 Y Pablo, como acostumbraba, fue a ellos, y por tres días de reposo  discutió con ellos,

3 declarando y exponiendo por medio de las Escrituras, que era necesario que el Cristo padeciese, y resucitase de los muertos; y que Jesús, a quien yo os anuncio, decía él, es el Cristo.

4 Y algunos de ellos creyeron, y se juntaron con Pablo y con Silas; y de los griegos piadosos gran número, y mujeres nobles no pocas.

5 Entonces los judíos que no creían, teniendo celos, tomaron consigo a algunos ociosos, hombres malos, y juntando una turba, alborotaron la ciudad; y asaltando la casa de Jasón, procuraban sacarlos al pueblo.

6 Pero no hallándolos, trajeron a Jasón y a algunos hermanos ante las autoridades de la ciudad, gritando: Estos que trastornan el mundo entero también han venido acá;

7 a los cuales Jasón ha recibido; y todos éstos contravienen los decretos de César, diciendo que hay otro rey, Jesús.

8 Y alborotaron al pueblo y a las autoridades de la ciudad, oyendo estas cosas.

9 Pero obtenida fianza de Jasón y de los demás, los soltaron.”

 Sin embargo las escrituras hablan de mucho conversos en esa visita de Pablo y queda la conclusión de que hubo un período de labor evangélica posterior a los tres sábados de testimonio en la sinagoga y que lo relatado en la Palabra de Dios fue un tiempo de cosecha especial entre los gentiles.

Ads

Estadísticas del blog

  • 23,219 visitas
A %d blogueros les gusta esto: